Mostrando entradas con la etiqueta Analisis. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Analisis. Mostrar todas las entradas

viernes, 15 de octubre de 2010

Analisis temporada 2010/2011 (II): Llegarón para quedarse (o lo intentaron)

En esta segunda entrega del análisis de las series nuevas, regresos y demás series y/o programas, voy a hablar de los estrenos primero, y después pasaré a las series que han vuelto.
Como creo que en este campo va a haber muchas, voy a ir por orden, de lunes a domingo.

El Lunes, The Event empezó mejor de lo que pensaba, pero según han ido pasando los capítulos, se ha ido deshinchando un poco, sin llegar a atraerme todo lo que pensé que me llegaría a gustar tras el piloto.
Pero bueno, esta interesante y seguiré de momento. Mejor que Flashforward, es.
Hawaii 5-0 si que fue una sorpresa positiva. No esperaba absolutamente nada de ella, y me encontré con una serie de acción bastante mas entretenida de lo que podía pensar y aunque no tenga nada fuera de lo común, son 40 minutos que me paso viendo explosiones y tiros.
Lonestar, fue la gran sorpresa de la temporada, y la primera gran decepción al ser la primera cancelada. Genial trama, diferente a lo mismo de siempre, con buenos personajes y muy buenos momentos solo en un par de episodios. Pero se ve que esta
Pasando al martes, la primera que vi, fue en verano el preair de No Ordinary Family, que me pareció bastante mala, por no decir horrenda, pero la trama tenia un algo que me llamaba a seguir, y si bien, el segundo tampoco es una maravilla, quiero de momento seguir un poco mas con ella.. Que puede estar bien, si hacen bien las cosas.
Raising Hope y Running Wilde son las dos nuevas apuestas por la comedia en Fox, y dos series que me han gustado mucho. La primera con mucho mas éxito de audiencia y crítica, y la verdad es que en cierto modo lo merece. La prima hermana de My Name is Earl es una serie bestia, divertida y con grandes personajes, como esa abuela senil.
Running Wilde era de mis series mas esperadas, y si bien, puede ser mucho mejor, el hecho de que tenga ese aire a Arrested Development y cuente con actores como Will Arnett o David Cross, hace que sea absolutamente incapaz de abandonarla. Una pena que las audiencias sean cada dia peor.
Cuando vi en mayo el trailer de Detroit 187, me lleve una gran sorpresa. Una serie rodada en falso documental que no es de comedia, y como me encanta el falso documental, tenia que verla.
Es bastante buena, pero no deja de ser una serie policiaca, y el falso documental no se nota tanto como me gustaría. Pero tiene a un personaje protagonista que apunta maneras, interpretado por el siempre correcto, Michael “Moltisanti” Imperioli.

El Miércoles, empiezo con las Matrimoniadas americanas, Better with you. Comedia bastante normalita, tirando a sosa en muchas ocasiones, pero que un par de risas por episodio me saca, y hasta que me canse, seguiré. Pero no es nada destacable.
Los gatos del infierno de The CW, Hellcats, me sorprendieron mucho. Es una serie teen tópica, típica y normal, pero como fan que he sido, y en cierto modo sigo siendo, de las series teen, mientras me entretenga como esta haciéndolo y este Savannah en ella, que cuenten conmigo.
Y tras los gatos, vienen la pareja de Sabuesos de Terriers. Ya lleva unos cuantos episodios y la verdad es que he pasado por distintos estados viendo la serie, empezó normal tirando a bien con su segundo episodio, me aburrí con lo siguiente, y los últimos que he visto han sido genialisimos. Me la quedo, que además, la pareja que hacen los dos protagonistas es genial.
En el terreno Reality, solo un estreno,(o pseudoestreno, porque es lo mismo que su versión madre, pero de postres) Top Chef: Just Desserts. Tal como lo esperaba, postres deliciosos mas concursantes que dan juego. Seth esta LOCO.
Los jueves son siempre el día grande de la parrilla televisiva en USA, y no parece que ninguna de las nuevas series haya llegado a quitar a otras, o eso espero, porque Shit my dad says merece la muerte.
Comienzo con otra como Lonestar, que duró un par de episodios, y que también me pareció una propuesta diferente al resto. My Generation, es otro falso documental en drama, pero esta vez sobre la vida de unos chavales de instituto y lo que les ha pasado en esta década, desde el 2000 al 2010. Me encantó como integró acontecimientos que pasaron en sus vidas y tenia pinta de ser, al menos una serie corta muy entretenida.
Outsourced es la otra novedad que destacó de los jueves. Y como esperaba, me ha gustado mucho, y cada vez mas. El piloto fue algo soso y desaprovechado, pero cada episodio que pasa mas me río con lo que pasa en La india a esa sucursal de artículos de broma. Tiene personajes que cada vez me hacen partirme mas de risa, como el co-jefe, la empleada que habla bajito, o Gupta, el que no calla.

De los viernes solo destacó, y con timidez, Blue Bloods, una serie policiaca-familiar que promete, pero que no logro empatizar aun mucho con sus personajes, pero tengo el presentimiento de que lo haré. Aunque tenga que guardar episodios para hacer maratón.

Del domingo, creo que hablaré solo de Rubicón, aunque no se si meterla en series de verano o series de la temporada. Tremendamente elegante, bien hecha y cada vez mejor, serie de tramas conspiratorias. Tengo que ver el ultimo emitido y el ultimo de la temporada (o serie), que prometen ser muy buenos episodios, al menos el 11, lo fue.

Y por ultimo, habló de un par de series inglesas que he visto, que nunca se cuando las emiten, que nunca son “fáciles” de conseguir, pero que nunca decepcionan. 
Him & Her es una serie de 30 minutos sobre la vida de una pareja de veinteañeros que comparte piso. Ni mas ni menos, solo vemos su piso (al menos en los 3 que he visto) y casi todo el episodio son ellos dos hablando, con intervenciones de algún secundario, pero me resulta tan sincera, escatológica y cotidiana, que me encanta.
Y por ultimo (de momento), la nueva serie de nuestro Doctah favorito, Single Father. Creo que todos los que nos hemos animado a verla, ha sido por la presencia del gran David Tennant. Y no me ha decepcionado lo mas mínimo. Dramática, si, pero también muy cercana y bien hecha.

Volveré, espero que pronto, con el tercer volumen, sobre las series que han vuelto.

lunes, 11 de octubre de 2010

Analisis temporada 2010/2011 (I): Si te he visto, no me acuerdo

Ya ha pasado todo el huracán de estrenos y vueltas de nuestras series favoritas, así que ya va siendo hora que le dedique una entrada a lo mejor, a lo peor, a las decepciones y a las sorpresas, en definitiva, a todo lo que he visto en este mes.
Empiezo hoy con lo malo, ya que es lo que quiero quitarme de encima cuanto antes.

He intentado ver todas las series, pero hay una, que intente ver, y ni siquiera empecé al final, y esa es la famosa LOLA, Ley y Orden: Los Ángeles. Quizás porque me pillo cuando ya había visto tantas series policiacas y de abogados, que no me apetecia ver mas, pero vamos, que ni vi el primer episodio, y no creo que lo vea.

Del lado de las series que vi algún episodio, la primera que decidí, que su piloto seria el único que vería, fue Chase. Típica serie de la factoría Bruckheimer, que no aporta absolutamente nada. Ni la marshall protagonista me pareció un personaje interesante, ni sus compañeros, ni el caso del piloto fue mínimamente entretenido, y todo era un refrito de otras series, que si me hubiera entretenido o gustado alguno de sus aspectos, quizás habría visto algo mas, pero no fue así.

Sigo con los pilotos de drama que descarté tras el primer episodio, y la siguiente que no me convenció en absoluto, pese a que al resto de la blogosfera y twittesfera si gusto bastante, fue Nikita.
Donde todo el mundo veía una gran serie de acción, que se alejaba del estilo teen de la cadena The CW, yo veía una serie muy aburrida, cuya trama no me interesaba, y que no me creía por ningun lado. Su protagonista no puedo decir que lo hiciera mal, pero es que no me llamó lo mas mínimo. Lo único que me llamó un poco la atención, fue la trama de la academia, protagonizada por la hija de nuestro querido Ted Mosby, pero no me llamó lo suficiente como para seguir viéndola. Sintiéndolo mucho, esta serie no es para mi.

The Defenders es otra serie a la que solo me hizo falta un episodio para saber que no la iba a seguir. Gracias a The Good Wife, le he cogido el gustillo al genero de los abogados, el cual nunca me había gustado lo mas mínimo, pero The Defenders no es The Good Wife, es algo mucho mas... de la CBS, por decirlo de algún modo.
El primer episodio no me disgustó, de hecho si que me entretuvo, y el personaje de Jim Belushi me pareció simpático, pero se quedo en eso. Empecé con el segundo, y a los 10 minutos sabia que no era una serie que me fuera a aportar mucho ver, así que, una menos.

Outlaw comenzó sorprendiéndome muy gratamente. Me gustó mucho el piloto y el segundo episodio. Sobre todo por el grandísimo actor que me parece que es Jimmy Smits. Pero las audiencias, cada semana peores, y los casos, cada semana mas típicos, junto a un equipo de secundarios bastante soso, a excepción del personaje de Lucinda, la Kalinda de la serie, pero sin llegarle a la suela de los tacones, hizo que la abandonara en el cuarto episodio.

Undercovers, la gran apuesta del gurú JJ Abrams... menudo fail de serie. El piloto no puedo decir que no me pareció mínimamente entretenido, pero creo que el gran motivo fue el despropósito que resultó la recreación de Madrid. La serie no pasará a la historia, pero esto si.
El segundo ya me pareció soporífero y suficiente para decidir dejarla ahí.

Y por ultimo, en dramas, no lo considero abandono, pero si lo considero aplazamiento, y se que con esto puedo ganarme el infierno de la tele. Boardwalk Empire, la he dejado para mas adelante, para momentos de vacaciones. Es una serie demasiado densa para compatibilizarla con un millar mas de estrenos, y no quiero verla mal, quiero disfrutarla, que se que lo haré, y disfrutar ahora de placeres mas fáciles y de consumo rápido.

En el terreno de comedia, soy una persona fácil, me suelo reír por todo, pero series como Shit, my dad says, la serie de la cuenta de twitter, no hay quien las trague. Aburridisima, personajes sosos, risas enlatadas exageradas y lo peor, que no tiene la mas mínima gracia. Aun me explico como fui capaz de acabarla.
Y lo que es peor aun, tampoco se como fui capaz de ver no uno, sino ¡2! episodios de Mike and Molly, también serie de la CBS, protagonizada por dos personas con mucho peso que van a reuniones de , en la que solo hay chistes de gordos, básicamente. Nada, ni acercarse.
Y por ultimo, aunque no es serie nueva, también deje la segunda temporada de Bored to death. Acabe la primera forzándome a acabarla, ya que no me hacia gracia, y si no me río con una comedia, malo. Y a los 10 minutos del primero de la segunda temporada, no había esbozado ni una sonrisa, así que para que forzar, fuera con ella.

Y con esto la primera entrega de una serie de entradas que pretendo hacer, espero, con mas periodicidad que la que he llevado últimamente.

viernes, 27 de agosto de 2010

Texas Forever

Hace un par de días, me puse al día con Friday Night Lights, y acabé su cuarta temporada. Guau. Tuve que acabarla, porque si no, no podría concentrarme en nada mas, solo pensaba en la familia Taylor y el resto de personajes de Dillon.
Me cuesta encontrar palabras para describir lo que me han gustado estas dos temporadas, o la serie, mas bien. Ya la primera temporada me pareció una joya en su momento. Desde el primer partido, me sentía como un espectador en el estadio de los Panther, y cada capitulo, me hacia mas y mas tejano, mas admirador del equipo, para culminar en ese grandioso final de temporada.
La segunda temporada la esperaba como el gran bache que había leído que era, y no me encontré algo así, la verdad. Si bien, cambio el rumbo de la primera temporada, buscando espectadores, me temo, pero en ningún momento me aburrió, o me pareció un bajón considerable.
Y ahora paso a hablar de la 3ª y la 4ª, que son las que tengo mucho mas recientes.

Puede haber algún spoiler suelto de la 3ª y cuarta temporada.


Espectacular 3ª temporada. De principio a fin perfecta para un fin de serie, o para un fin de ciclo, que es como realmente fue. Uno a uno, nos íbamos despidiendo de algunos de los mas queridos habitantes de Dillon, como Smash, con una breve trama con el entrenador Taylor, pero que funcionó a las mil maravillas, o Jason Street, y el viaje a NY con su gran amigo Tim Riggins, y esa escena de despedida tan honesta.
Pero no solo estas tramas me gustaron,  de hecho, no creo que ninguna trama o momento me aburriera. Desde la boda de Billy y Mindy, cada vez mejor personaje Billy, pasando por todo el tema de J.D. y el entrenador Taylor, lo que le implicaba a Tami ser directora, el precioso romance de Matt y Julie, o el reencuentro de Matt con su madre, Tim y Lila y sus idas y venidas, o el GRAN Landry y su enamoramiento de Tyra.
Y todo eso, lo sumas a un final triste pero feliz a la vez, con un fin de ciclo, con un cierre de tramas perfecto y queda mi temporada de FNL favorita.
En cuanto a la 4ª, el plano final (precioso e inolvidable, por cierto) de la season finale de la 3ª, dejaba claro lo que iba a pasar. Se iban a acabar los Dillon Panthers. Es el comienzo de una nueva era en Dillon, con la separación de la ciudad en dos y la reapertura del nuevo instituto. East Dillon Lions, bienvenidos.
Tenia mucho miedo con esta temporada, pese a los buenísimos comentarios que habia leido, me faltaban muchos imprescindibles esta temporada. Me faltaba Tyra, Lila, Jason, Smash... pero confiaba en los Taylor, en Riggins, en Saracen, y por supuesto, tenia puesta toda mi fe, en que serian capaces de sacar nuevos personajes a los que querer, porque en esta serie lo saben hacer y mucho.
Como todo cambio, lleva sus capítulos de adaptación, y con esto no quiero decir que me gustaran menos, solo que echaba mucho de menos a los fijos de Dillon, pero todo eso se fue solventando, y acabé queriendo a Vince, Jess, Luke, Tinker o Becky, sin contar con todos los pequeños secundarios menores que también aportan a la serie.

La trama me pareció brillante, un giro de tuerca maestro: comenzar de cero en un nuevo instituto, rival del antiguo, y por si fuera poco, situado en la parte mas marginal de la ciudad.
En esta temporada conocemos la otra parte de Dillon, lo que desde nuestro cómodo asiento de los Dillon Panthers no podíamos ver, en el que un nuevo marcador electrónico era el mayor de los problemas. Y desde ese momento, dejé de ser un Panther, y me di cuenta de a quien yo sigo, es a Eric Taylor.
Ver como saca un equipo inexistente de la nada, y partido a partido va logrando que sean mejores, que estén mas unidos, que confíen los unos en los otros; ver como lograr que asistan a una concentración, que marquen un Touchdown, es un logro tan o mas grande que ganar un campeonato estatal con los Panthers... no tiene precio.

En cuanto a los personajes, no sabría con quienes quedarme, todos me aportan algo. Por supuesto, el matrimonio Taylor es la piedra angular de la serie, y podría pasarme horas diciendo todo lo que aportan.
La pareja de Matt y Julie desde el principio fue mi favorita, y toda su trama de estas dos temporadas me parece muy bonita, y sobre todo, muy, muy realista.
Y quiero centrarme en la figura de Matt, y en su evolución a lo largo de la serie. Espectacular. Que grandísimo personaje, y es que desde que vi el capitulo 4x05: The Son, no se me va de la cabeza su actuación, su cena en casa de los Taylor, el momento en el que ve el ataúd de su padre, y sobre todo, el final del episodio... aun me entran escalofríos cuando lo pienso.
Otros dos personajes que me encantan, sobre todo también por su evolución, son Tyra y Landry. Genial ella, pasando de pasota a sufrir por entrar en la universidad, y genial él, en su lucha dia a dia por conquistarla, ganando confianza en si mismo tanto en ese terreno, como en el deportivo.
Y por supuesto, el alma de Texas, el alma de Dillon, Tim Riggins. Su final de la 4ª temporada, haciendo lo que hizo por su hermano y su familia, haciendo lo que hace por Becky... debería ser coronado en Texas.


Y lo dejo aquí, porque podría seguir alabando la calidad exquisita de  la serie, de su dirección, de sus guiones, de sus actores, de lo bien escogida que esta la música... en definitiva, de la serie en su totalidad.
No puedo dejar de recomendar a toda persona que me encuentro la serie, y es que no creo que exista una serie que me inspire mas que esta en la actualidad. Y es que lo primero que me viene a la mente cuando pienso en FNL es Honestidad, de sus personajes y de la serie.
Bueno, eso y...
Clear Eyes, Full Hearts, Can't Lose!